Miércoles , Julio 26 2017
Inicio / En Contexto / En un año, Tultepec lleva 11 explosiones

En un año, Tultepec lleva 11 explosiones

Tultepec ha sido escenario de 11 explosiones el último año, de acuerdo con el Programa de protección civil para fuegos artificiales 2016 del Estado de México.

Según el informe, entre agosto de 2015 y el 8 de agosto pasado ocurrieron 21 emergencias en ocho municipios de la entidad por manejo de juegos pirotécnicos.

“El más recurrente, con 11 emergencias, fue Tultepec, predominando en polvorines clandestinos, los cuales causaron efectos irreparables con afectaciones materiales”, indica el documento.

También, el análisis realizado por autoridades del Estado de México revela que 105 de los 125 municipios que integran la entidad están relacionados con la pirotecnia.

“Actualmente hay 57 fabricantes con un promedio de mil 590 artesanos en 586 centros de fabricación; los principales están en Tultepec, Almoloya de Juárez y Zumpango; 42 transportistas; 47 almacenistas y 763 centros de compra-venta de juguetería en vitrina al menudeo”, se detalla.

Para esta actividad, alerta, se emplea pólvora como materia prima, “representando un peligro constante debido a las características reactivas”.

La explosión del martes en el mercado San Pablito ha dejado hasta el momento un saldo de 34 muertos.

El presidente Enrique Peña Nieto ordenó dar “la mayor atención médica a los lesionados y atender a sus familiares”.

De 21 emergencias, 11 fueron en Tultepec

El documento sobre fuegos artificiales indica que la mayoría de los percances se dieron en polvorines clandestinos.

El Programa de Protección Civil para Fuegos Artificiales, 2016 del Estado de México, revela que en Tultepec, 611 familias fabrican o venden pirotecnia. Según los registros, en el último año se presentaron 11 explosiones en esa zona.

El documento indica que 240 hogares del municipio se dedican a la fabricación, 350 son vendedores, 21 almacenistas y 28 transportistas.

Según el informe, entre agosto del 2015 y el 8 de agosto de 2016, se presentaron 21 emergencias en ocho municipios de la entidad por manejo de fuegos artificiales.

“El más recurrente con 11 emergencias fue Tultepec, predominando en polvorines clandestinos, los cuales causaron efectos irreparables con afectaciones materiales”, refiere el documento.

El análisis realizado por el Estado de México revela que en 105 de los 125 municipios que integran a la entidad, están relacionados con la pirotecnia.

“Actualmente existen 57 fabricantes con un promedio de mil 590 artesanos, en 586 centros de fabricación, los principales están en Tultepec, Almoloya de Juárez y Zumpango; 42 transportistas; 47 almacenistas y 763 centros de compra venta de juguetería en vitrina al menudeo”, detalla el documento.

Para esta actividad, menciona el documento, se emplea pólvora como materia prima, “representando un peligro constante debido a las características reactivas”.

“Este compuesto es calificado como inestable ya que puede reaccionar de manera inesperada por calor o golpes, lo que contribuye a que estos agentes perturbadores sean considerados como de riesgo inminente en las festividades religiosas y cívicas en el Estado de México”.

A través del análisis se buscaba evitar riesgos e impactos violentos de explosiones por el manejo integral de fuegos artificiales, que afecten a la población e infraestructura, a través de prevención, auxilio y recuperación, con la activa participación de los sistemas Nacional, Estatal y Municipal de Protección Civil.

Además, participan 19 instituciones de gobierno de la entidad, entre las que se encuentran: Secretaría General de Gobierno, así como las secretarías de la Defensa Nacional (Sedena);  Marina Armada de México (Semar); de Gobernación (Segob) y la Policía Federal.

En la fabricación de los fuegos artificiales se utiliza aluminio, magnesio, titanio y magnalium, metales que pueden descomponerse explosivamente cuando se calientan o involucran en un incendio.

“Los contenedores pueden explotar cuando se calientan. El fuego producirá gases irritantes, corrosivos y tóxicos. La fuga resultante del control puede crear incendio o peligro de explosión y contaminación”, detalla el documento.

El martes se produjo una serie de estallidos  en el mercado San Pablito, Tultepec, Estado de México dejando como saldo, hasta ayer,  de 33 personas muertas y 60 heridas.

El mercado San Pablito es el más importante centro de venta de pirotecnia donde durante la temporada de fin de año se venden unas 300 toneladas de explosivos.

EL SENADO PROPONE FORTALECER SEGURIDAD

Desde septiembre de este año y a petición del PRI y el PAN, el Senado solicitó a todas las autoridades de Protección Civil estatales y federales a fortalecer las acciones para prevenir accidentes y quemaduras por cohetes, pólvora y fuegos artificiales, así como campañas de concientización sobre la importancia de proteger el medio ambiente.

“El uso de la pirotecnia, aún no ha sido tomada en cuenta con la suficiente seriedad. Durante décadas, estuvo relegada al nivel de una ocupación menor, sin derecho a contar con una regulación efectiva que le permitiese desarrollar sus tareas en un marco de certidumbre y bienestar.

“Por esto mismo la elaboración o manufactura de pirotécnicos artesanales ha sido una gran fuente de trabajo para muchas familias en distintos estados de la República. El riesgo que esto conlleva es el uso de la pólvora y representa un constante peligro en el manejo, fabricación, distribución, transportación y comercialización de estos productos.

“Desafortunadamente los accidentes con fuegos artificiales han sido una constante con consecuencias lamentables, provocando quemaduras y cicatrices permanentes, así como incendios potencialmente mortales en casas y espacios públicos”, precisó el PAN en la propuesta para que el Senado se involucre en un esfuerzo conjunto por evitar éstos.

El PRI planteó que es necesario mejorar los mecanismos de seguridad para el resguardo de esta mercancía, utilizada en fiestas nacionales como el aniversario de la Independencia, en festividades municipales y en esta época navideña.

“No podemos ser omisos ante el hecho que de la mitad de las lesiones producidas por pirotecnia, los afectados son menores de 15 años, lo que se agrava si tenemos en cuenta que de acuerdo con especialistas, las quemaduras pueden causar una discapacidad total, o bien pérdida de audición o amputaciones.

“La Fundación Michou y Mau, I.A.P para niños quemados, indica que los accidentes relacionados con cohetes y pólvora generaron 17% de la incidencia de quemaduras por fuego directo y 11% de las quemaduras en general, entre 1998 y 2005, situación que nos constriñe en la obligación de tomar las medidas conducentes, a fin de salvaguardar la protección de la población”, recordaron.

Fuente: Excélsior

Te puede interesar

migrantes-rio-bravo

Recuperan 4 cuerpos de migrantes en el río Bravo

Tres mujeres y un hombre murieron al intentar cruzar el río Bravo para internarse en ...

Un comentario

  1. Es bueno estar informada y que mejor que por uno de los mejores?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Pin It on Pinterest