Sábado , Agosto 19 2017
Inicio / En Contexto / Un túnel en la regadera, 11 de julio de 2015

Un túnel en la regadera, 11 de julio de 2015

Joaquín el Chapo Guzmán se fugó por segunda ocasión de un penal federal. Alrededor de las 20:52 de la noche del sábado 11 de julio la cámaras de seguridad de vigilancia del Penal Federal del Altiplano lo perdieron de vista y luego de una revisión de su celda, personal del penal encontró un túnel de 170 x 70 centímetros de ancho y más de mil 500 metros de longitud.

El túnel cuenta con alumbrado, sistema de ventilación, tanques de oxígeno y una motocicleta como mecanismo de tracción. “A lo largo del túnel se encontraron instrumentos de construcción”, señaló en conferencia de prensa realizada la mañana de este domingo 21 de julio el comisionado Nacional de Seguridad, Monte Alejandro Rubido.

“El pasaje desemboca a la colonia Santa Juanita, donde se encontró muebles, enseres y otros objetos que indican que había presencia de trabajadores”, agregó.

Luego de conocer la información sobre la fuga de Guzmán Loera, el gobierno de Estados Unidos ofreció ayuda para tratar de volver a detenerlo. “El gobierno de Estados Unidos está listo para trabajar con nuestros socios mexicanos para proveer cualquier asistencia que pueda ayudar a respaldar su pronta recaptura”, señaló la procuradora general estadounidense, Loretta Lynch.

Además, fuerzas de seguridad de Guatemala reforzaron sus fronteras para impedir que Guzmán Loera pueda llegar a ese país tras su evasión en México, informaron  fuentes oficiales.

La fuga del Chapo Guzmán se informó la misma noche del sábado 11 de julio. “A las 20:52 horas del día de hoy (sábado 11 de julio), en el Sistema Permanente de Video vigilancia del Penal Federal del Altiplano I, se observó que Joaquín Guzmán Loera se aproximó al área de la regadera dentro de la estancia 20 del pasillo 2, donde habitualmente, además de su aseo personal, lavan sus enseres.

“Al prolongarse la no visibilidad del interno, se ingresó a la celda, la cual se encontraba vacía, por lo que de inmediato se emitió la alerta correspondiente por la probable evasión del mencionado recluso” explicó la Comisión en un comunicado emitido la noche de ese sábado.

Tras darse cuenta de que el Chapo Guzmán no se encontraba en su celda, se activó un operativo de búsqueda en las carreteras del Estado de México y en las entidades vecinas, además de que se cancelaron las operaciones en el aeropuerto de Toluca.

“En este momento, 18 elementos de diversas áreas del penal están siendo trasladados a la Ciudad de México para ser interrogados en las instalaciones de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO)”, señaló el titular de la CNS en un mensaje a medios leído la mañana de este domingo.

La PGR inició una averiguación previa por evasión de presos —delito previsto en el artículo 150 del Código Penal Federal— y los demás delitos que resulten. Además, en un plazo de 48 horas se definirá la situación jurídica de las 18 personas que van a declarar, quienes hasta el momento se encuentran en calidad de testigos.

Horas más tarde, durante un recorrido por las instalaciones del Penal Federal del Altiplano, la titular de la PGR, Arely Gómez, señaló que ya se inició la averiguación previa y agregó que al menos 30 personas que trabajan en el penal están rindiendo su declaración. Entre quienes están declarando se encuentra el director técnico del penal del Altiplano, Librado Carmona García.

Al describir cómo es la bodega a la que está conectado el túnel, por el que, dicen las autoridades, escapó el Chapo Guzmán, la funcionario federal señaló: “Es una bodega sencilla, desocupada, donde nada más se ve la salida del túnel que se abrió que viene de allá… de donde nosotros ahorita venimos, del Altiplano, de la celda, hacia acá. Está totalmente abandonada”.

El pasado 14 de abril de este año, el Chapo Guzmán se reunió con una mujer que utilizó una credencial de elector y un acta de nacimiento falsas para ingresar al Penal del Altiplano, informó la CNS.

“Su ingreso al CEFERESO No. 1 se dio en el Área de Prácticas Judiciales, a donde acudió, junto con el defensor particular del interno (del Chapo Guzmán), supuestamente para llevar a cabo una audiencia informativa.

“Al realizar los cruces de información correspondientes con las distintas bases de datos, se identificó que la defensa de Guzmán Loera ingresó de manera irregular a terceros vinculados con el interno”, explicó la CNS en aquella ocasión.

El Chapo Guzmán había sido detenido la noche del 21 de febrero de 2014 cuando se encontraba en un hotel de Mazatlán, Sinaloa.

Días después de la detención, al hablar sobre la posible extradición de Guzmán Loera en entrevista con la cadena Univision, el presidente Enrique Peña Nieto se manifestó a favor de que el líder del Cártel de Sinaloa permaneciera en México.

“Este es un delincuente que tiene que enfrentar a la justicia mexicana, tiene que enfrentar procesos que ahora la PGR ha iniciado y esto no riñe con que eventualmente, en algún momento, difícil determinarlo ahora, eventualmente pueda ser extraditado”, dijo.

Al ser cuestionado si se comprometía a que el Chapo Guzmán no se volviera a fugar, el mandatario mexicano señaló: “Es una obligación que tenemos y más, creo yo, frente a lo que ya ocurrió en el pasado, sería verdaderamente algo, más que lamentable, es imperdonable que ahora, el Estado y el gobierno tomen las debidas providencias para asegurar que lo ocurrido hace algunos años no se vuelva a repetir.

“Es claro que estamos tomando las debidas providencias, es algo en lo que he insistido, que todos los días al titular de Gobernación le dije ‘y lo tienes bien vigiladoy estás seguro porque evidentemente que hoy tiene a cuestas el gobierno de la República, el asegurar que la fuga ocurrida hace algunos años nunca más se vuelva a repetir “, dijo.

Guzmán Loera tiene al menos seis acusaciones pendientes ante la justicia estadounidense y enfrenta acusaciones ante cortes federales en California, Nuevo México, Texas, Illinois y Nueva York.

La primera acusación en su contra presentada en este país data de 1995 y fue interpuesta ante una Corte Federal de California, por cargos de conspiración para importar cocaína y por lavado de dinero, entre otros.

La acusación en California es la base de la petición de extradición que hay en su contra por parte del gobierno de Estados Unidos y de la recompensa ofrecida por la Agencia Antinarcóticos (DEA) desde diciembre de 2004.

Entre las diversas acusaciones en su contra, destaca también una interpuesta en agosto de 2009 por diversos cargos de narcotráfico en una corte federal del Distrito de Illinois en Chicago.

La más reciente de las acusaciones fue interpuesta en abril de 2012, en una Corte Federal en El Paso, Texas.

Fuente: Animal Político

Te puede interesar

Un niño de tres años, una de las víctimas del atentado de Barcelona

Javi Martínez, un niño de tres años y vecino de Rubí, es otra de las ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Pin It on Pinterest